Salamanca, 18 de enero 2020

Nos levantamos con 3º C, temperatura invernal. Ya he leído Las primas de Aurora Venturini, que hemos comentado en el Club de Lectura 1ro. del año. Para el próximo, también ya he leído La otra cara de Rock Hudson de Guillermo Fadanelli. Acabé de leer: La frontera del lobo de Sarah Hall y Las lágrimas de Isis de Antonio Cabanas, y SIDI de Arturo Pérez Reverte. Estoy terminando la lectura de La senda del Rey de Rafaela Cano, que me está resultando bastante interesante. Hoy tras el desayuno y hacer las rutinas de limpieza del hogar he ido a dar un paseo con el Nacho por la ribera del Tormes. Estoy leyendo la novela de mi hijo Agustín, que parece bien atractiva. Mientras escribo este post escucho los Concertos de Chopin interpretados por Li Yundi, a través de Spotify.

Salamanca, 1 de noviembre de 2019

Nos hemos levantado con 13º C, temperaturas casi primaverales. Aunque es un típico día otoñal. Ayer terminé de leer Todo esto te daré de Dolores Redondo. Hoy a mi plan de lectura incorporo la novela ganadora del premio Planeta 1993: Lituma en los Andes de Mario Vargas Llosa. Como ensayo comenzaré a leer Una historia de España de Arturo Pérez-Reverte. Estoy terminando de leer Poesía de José Agustín Goytisolo. Entretanto escribo este post escucho a través de Spotify a los Chieftains.  En EL PAÍS digital: Un tercio de los niños come mal en el mundo: el mapa de la malnutrición. Por exceso o por defecto. El número de menores de edad que pasa hambre baja en el mundo, salvo en África, y el de los que sufren sobrepeso crece en todos los continentes.

Ducharemos al Nacho y luego de almorzar iré a pasear con él por la ribera del Tormes. Poesía es lo que se queda en la cabeza y no se olvida… nada crece en la penumbra de los secretos, el amor necesita luz y espacio para expandirse… La ley natural del universo es la entropía, todo tiende al desorden, a romperse, a dispersarse… Mi vida ha sido una serie de navegaciones, he ido de un lado a otro en esta tierra. He sido extranjero sin saber que tenía raíces profundas… El amor. Eso me ha marcado más que nada… somos criaturas gregarias, que no estamos programados para la soledad, sino para dar y recibir… ¿Quién puede entender los mil hilos que unen las almas de los hombres y el alcance de sus palabras?… Pensé que era una de esas personas que no saben estar solas ni un momento con sus propios sentimientos… Que aprendas a conocer lo que es la vida…Véase Largo pétalo de mar de Isabel Allende.

Salamanca, 19 de octubre de 2019

Estamos consternados con los acontecimientos en Barcelona y en toda Cataluña. Estamos asistiendo al intento de división del Estado. Parece ¿Incomprensible? nos preguntamos y se interroga Iñigo Torres Estévez en su columna de Opinión en EL PAÍS de hoy: Lo que sucede no es ni más ni menos que la pervivencia del Estado nación y de la convivencia de Cataluña. El independentismo está ganando la batalla de la hegemonía porque ningún adversario se la ha disputado. España no ha elaborado una estrategia que conteste los cimientos del `procés´. Resulta exasperante presenciar la violencia desatada. Ver como los radicales toman las calles de las ciudades catalanas. ¿Dónde está el pacifismo del ≪procés≫? Los grupos ultraviolentos campan a su aire sembrando el pánico. Y las fuerzas de seguridad apenas pueden contestar las agresiones a los alborotadores. ¿Hasta cuándo deberemos estar contemplando estos hechos?

Entretanto escribo este post, mediante Spotify, escucho los conciertos de Johann Sebastian Bach.

Merece la pena leer el pequeño artículo de Julio Llamazares: Membrillos amarillos: lo fácil que es destruir los puentes entre los pueblos y entre las personas y lo difícil que resulta volver a recomponerlos. Han pasado ya 24 años desde el final de la guerra de Bosnia y las heridas siguen sangrando en aquellas tierras, dificultando la convivencia entre los antiguos vecinos convertidos de repente en enemigos. Seguramente tendrán que pasar bastantes más para que las relaciones se recompongan, como en muchos otros lugares sabemos por experiencia. Y. sin embargo, con qué facilidad lo olvidamos y volvemos a jugar con fuego…En ABC Cultural, Laura Revuelta entrevista a Mario Vargas Llosa, que nos afirma que: ≪La misión de la literatura no es solo procurar placer, sino también formar ciudadanos críticos≫. José María Pozuelo Yvancos pone el énfasis en su artículo sobre Vargas Llosa vuelve a la gran novela: ≪Tiempos recios≫. En la sección de Libros, Mercedes Monmany destaca con su artículo: Un nobel en busca del prestigio perdido: Con el galardón concedido a Olga Tokarczuk y Peter Handke la Academia Sueca supera escándalos pasados y regresa a la Literatura con mayúsculas, sin presiones ambientales. Arturo Pérez-Reverte encabeza el ranking de libros de ficción con su última obra: Sidi.

Salamanca, 31 de agosto de 2019

Al amanecer apenas 15º C. He ido con el Nacho a dar un gran paseo, de camino recogimos todos los medicamentos del mes de la farmacia y la prensa. Sigue siendo Babelia de EL PAÍS el único suplemento cultural semanal. Esperemos que con el nuevo mes nos reencontremos con ABC Cultural y El Cultural de EL MUNDO.

Desde ayer estoy gratamente sorprendido con El gran reformador. Francisco, retrato de un Papa radical de Austen Ivereigh. Primeramente destacar el calificativo de “radical” en el título, que me recuerda la definición que de radical se encuentra en el extraordinario volumen de aforismos de Andrés Trapiello El arca de las palabras: El radical no es, como suele pensarse, el intolerante, el energúmeno, aquel que encuentra un malsano placer en exigir de los demás lo que acaso no le incumbe más que a él. No, el radical no es más que alguien que va a la raíz de las cosas, y a lo más oculto y enterrado de ellas, al origen. Y una vez conocido ese origen, ¿cómo transigir con lo que no lo es? No es más que eso. No se puede ser original sin ser al mismo tiempo radical. Yo no sólo me adhiero a lo definido, es más, yo soy y seré siempre un radical. Cristiano, ácrata y radical.

Unas primeras consideraciones y notas extraídas de la obra muy documentada de Ivereigh: Sus dos guías, sus dos faros, han sido dos teólogos franceses, Yves Congar y Henri de Lubac, que le enseñaron a unir al Pueblo de Dios mediante una reforma radical destinada a santificarlo. Si el lector llega a captar la existencia de ese hilo conductor y, como consecuencia de ello, a comprender mejor este papado, este libro habrá cumplido su propósito. Para su primer viaje apostólico fuera de Roma, el primer Papa nacido de migrantes en el Nuevo Mundo optó por una pequeña isla italiana a cuyas bellísimas playas habían llegado a lo largo de los años miles de cadáveres abotagados… después de su elección, consumada el 13 de marzo de 2013, que más de veinticinco mil norteafricanos habían perdido la vida de ese modo… Escandalizado al pensar que fueran tan pocos quienes estuvieran al corriente de ello y a quienes pareciera importarles, decidió hacer de Lampedusa -a 113 kilómetros de las costas africanas- su primera visita papal a la periferia de Europa. Durante la homilía…≪¿Dónde está tu hermano?-preguntó-: ¿Quién es el responsable de esta sangre?≫… dijo que en esos momentos se acordaba del personaje llamado el Innominado, que aparecía en “Los novios”, la novela de Alessandro Manzoni: un tirano sin nombre y sin rostro. … una ≪cultura del bienestar, que al grito de los otros≫. Nos hace vivir en  ≪pompas de jabón≫. Así, dijo, acabamos con una ≪globalización de la indiferencia≫. El nuevo Papa venía para molestar a los cómodosse desplazó hasta otra isla situada también en la periferia de Europa, y celebró una misa en Cerdeña, en el santuario de Nuestra Señora de Bonaira, la virgen que había dado nombre a la capital de Argentina. Allí habló a los mineros desempleados… les dijo que: ≪donde no hay trabajo, no hay dignidad≫ … y añadió que era  ≪un sistema económico el que causa esta tragedia, un sistema económico que tiene su centro en un ídolo llamado dinero≫. Emigración y empleo: esos fueron los temas con los que Francisco inició su papado, los temas que preocupan a los pobres… Francisco nació en un país de América forjado a partir de millones de desarraigos similares. La nostalgia -palabra derivada de la raíz griega  ≪nostos≫ (regreso) y de la desinencia – ≪algia≫, dolor-, es decir, el anhelo por regresar al lugar de origen, corría por sus venas. De Rosas, el ≪restaurador de las leyes≫, que gobernó [Argentina] entre 1835 y 1852… Bergoglio extraería…: ≪La realidad es superior a la idea≫…. El poema épico de José Hernández, “El gaucho Martín Fierro”, uno de los favoritos de Bergoglio… referente del maltrato sufrido por los pobres del mundo rural… era capaz de recitarlo de memoriatomaría como lema de su obispado el relato de Beda el Venerable sobre la captación de Mateo, el recaudador de impuestos, por parte de Jesús: ≪miserando atque eligendo≫, que podría traducirse, aproximadamente, por ≪Lo miró con los ojos de misericordia y lo eligió≫. A Bergoglio le gustaba que, en latín, existiera un verbo que significara ≪tener misericordia≫ -miserando- y, así, se inventó el equivalente en castellano ≪misericordiar≫… ≪Primerear≫ se trata de ≪bergoglismos≫≪…La sabiduría de los ancianos me ha ayudado enormemente; por eso los venero≫… Su abuela [clave en su vida] también le enseñó a amar la literatura italiana, leyéndole, sobre todo, la gran novela de Alessandro Manzoni, I promessi Sposi (Los novios)… Se trata del equivalente italiano de “Guerra y Paz” o “Los miserables”, una novela épica sobre el amor y el perdón entre la guerra y la hambrunaLos novios es una novela compleja, de muchas capas, en la que se presentan multitud de temas que interesarían a Bergoglio en tanto que jesuita, obispo y, más tarde, Papa: la misericordia de Dios, ofrecida incluso a los peores pecadoresDe su padre heredó la pasión por el San Lorenzo, el más modesto y valeroso de los tres equipos principales de Buenos Aires del que sigue siendo socio.

En Babelia de EL PAÍS, merece destacarse: Los libros que querrás leer este otoño. Escríbela otra vez Margaret, ofrece un abanico amplio de referencias bibliográficas para leer de vuelta de las vacaciones o en ellas como es en mi caso. La primera mención es al nuevo título de la propuesta a nobel Margaret Atwood con Los testamentos, finaliza con lo nuevo de Mario Vargas Llosa: Tiempos recios; y no podía faltar lo último de Arturo Pérez-Reverte Sidi, que se publicará para mediados de setiembre.Para ultimar este post tan religioso o católico, no puedo dejar de hacer una recordatoria para quien fue mi obispo Ramón Buxarrais, único obispo dimisionario español, en su onomástica por la festividad de san Ramón Nonato.